Diferentes fuentes de color mezcladas

Fuentes de color (Color fonts)

Tiempo de lectura: 4 minutos

Descubriendo las fuentes de color

En 2017 murió Gilbert Baker, creador de la mítica bandera arcoíris. Artista y activista que diseñó la bandera multicolor en 1994 y que hoy es símbolo de diversidad y libertad sexual.

Tras su muerte, las organizaciones NewFest y NYC Pride, en colaboración con Fontself y la agencia Ogilvy, crearon la tipografía Gilbert para conmemorarlo.

Este fue el origen de lo que ahora conocemos como fuentes de color, también llamadas color fonts, chromatic fonts u OpenType-SVG fonts.

Pero, ¿qué son las fuentes de color?

  1. Son tipografías de texto que podemos «picar» en nuestro ordenardor como cualquier otra.
  2. Aportan multitud de colores, matices, sombras, texturas y transparencias a la tipo.
  3. Incluyen imágenes de mapa de bits, formas vectoriales o una combinación de lo anterior.
  4. Pueden contener todo tipo de carateres, incluso emojis e iconos, y todo, en el propio archivo de la fuente.

Se las conoce también como Chromatic fonts (fuentes cromáticas), y quizás esta sea la forma más precisa de referirnos a ellas, ya que podemos encontrarnos caracteres multicolor, en escala de grises o de un solo tono.

¿Dónde usar las fuentes de color?

Una fuente regular, usa el blanco y el negro para definir su forma y contraforma. A las fuentes de color, además, se les añade información adicional para mostrar más propiedades gráficas.

Las fuentes de color se pueden usar en cualquier ordenador, pero debemos tener en cuenta que nuestros programas de diseño admitan este tipo de fuentes y sus diferentes formatos. Por ejemplo, programas con los que sí podemos trabajar con las fuentes de color, serían, entre otros:

  • Photoshop (desde PS CC 2017)
  • Illustrator (desde AI CC 2018)
  • InDesign (desde ID CC 2019)
  • Sketch (desde macOS 10.14 Mojave)
  • Affinity Designer (desde macOS 10.14 Mojave)

Ojo, que no todos soportan los mismos formatos. Algunos admiten bien las formas vectoriales, las imágenes en mapa de bits y los colores y otros, sólo soportan los vectores, por ejemplo.

Además de los programas de diseño, debemos tener en cuenta, si las vamos a usar en internet, qué exploradores las soportan. En esta ocasión, parece que Microsoft Edge, Safari y Firefox las soportan; Internet Explorer y Opera, con limitaciones; Chrome, de momento no.

No obstante, como la tecnología avanza súper rápido, hoy puede que no y mañana ya funcionen en todas partes.

A tener en cuenta…

Pues sí, hay más cositas a tener en cuenta si queremos usar las fuentes de color.

Un archivo de fuente de color es más pesado que uno de una fuente regular y más aún, si a la fuente se le incrustan imágenes de mapas de bits de alta resolución.

Además, está el tema de la escalabilidad. Las fuentes de color basadas en formas vectoriales, serán totalmente escalables sin pérdida de calidad, pero las que usan imágenes en mapa de bits estarán limitadas, y por ello, si queremos usarlas en tamaños muy grandes, primero deberemos comprobar sus límites de escalabilidad.

Ejemplos de fuentes de color

Voy a dejar los que personalmente, me han llamado más la atención, pero cada día van surgiendo más, es custión de investigar, descargar y probar, algunos son gratis y otros de pago.

  1. Gilbert. No podría ser otra que la primera que surgió, además me encanta 😍
Gilbert font - La primera de las fuentes de color
  1. Abelone. Sus formas redonditas e infladas y la combinación de colores, qué decir.
Abelone font
  1. ColorTube. Creada por Ivan Filipov de Neogrey, con ayuda de la extensión Fontself de Adobe Illustrator.
Colortube font
  1. Megazero. Del diseñador gráfico, ilustrador y tipógrafo, Alex Trouchut. Me encanta el efecto Glitch 😋. Cuando creé mi cuenta en GIPHY, uno de mis stickers animados lo hice con este efecto.
Megazero font
  1. Popsky. Pese a sus formas y adornos, me parece muy equilibrada.
Popsky font

Conclusiones

Llegados a este punto, toca exponer qué opino de las fuentes de color. Me encantan 🥰

Pero no nos confundamos, una cosa es que me gusten y otra que las vaya a utilizar a diestro y siniestro. Creo que, como todo, lo bueno si breve… Si hacemos un abuso de este tipo de recursos, puede llegar a causar el efecto contrario y acabe por detestarlas.

Personalmente, para probar, experimentar y para casos muy, muy concretos, podrían funcionar. Para todo lo demás…., y no, no diré el famoso eslogan de la tarjeta 😅.

Y con esto acabo el post de hoy, que espero que os haya sido útil y entretenido.

¿Conocíais las fuentes de color? ¿Las usáis? ¿Para qué?

Links de interés

Este post ha sido posible gracias a la información que he ido recopilando de:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.